Cuarto

Calor fulminante. Las noches cada vez son más cerradas. Lo que era luz ayer, hoy es sobra y mañana será oscuridad.

Sigo con la idea de que deberían hacer otro planeta solo para turistas, ya que el tránsito de estos en 2011 me esta pareciendo exageradamente mayor al que percibo todos los años, pese a estar durante el mes de agosto y parte del de septiembre en pleno corazón de mi ciudad.

El verano se acaba. Tres cuartos de él ya nos lo hemos comido. ¿El postre será lo mejor? Eso espero.

En cuanto al hostión he de decir que estoy ya bien. Vuelvo a ser persona. Cuando digo ”persona” me refiero a que cumplo las funciones vitales de un homo sapiens sapiens, ya que nunca me he considerado (ni me consideran) una persona muy de medias, psicológicamente refiriéndome.

La Liga va empezando, los vagos comienzan a estudiar, la gente está más cansada y no se respira la misma energía que el primer día. Sigo pensando que las vacaciones son el ritmo ”normal” de nuestra vida. Lástima que nos tomemos 9-10 meses de descanso entre verano y verano para poder disfrutar más de él (sin contar fines de semana, claro está).

Se va avanzando, en todos los sentidos. Todos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s